Archive for 28 noviembre 2016

“Encontré el día” Autor Ernesto Kahan. Rapsoda Pepe Del Saz Orozco.

Anuncios

“Intuición onírica y romance entre la paz y la vida” Autor Ernesto Kahan. Declamador Pepe Del Saz Orozco.

“Poema a Leonard” Autor Pepe Del Saz Orozco. Declamado por Pepe Del Saz Orozco.

“Volver” canta Amaya Uranga

“Desconocido”

227411_592054557494164_347515434_n

“Desconocido”
Abrázame despacito desconocido,
Abrázame fuerte y apretadito,
Habita en este desolado corazón,
Donde se me fueron los amigos,
A la mansión del país desconocido,
Igual que se esfuma el tiempo,
Los años pasaron haciendo estragos,
A medida que caen cumpleaños,
Ausencias que no se olvidan y causan dolor,
Y me voy apagando sin sus cariños.
Quédate despacito a mi lado desconocido,
Cogidos de la mano habita mi desolación,
Donde te ofrezco contarte buenos ratos,
De experiencias por haber rodado tanto,
Y haber querido mucho hasta la extenuación,
En mi mundo ancho en que caben todos,
Los ambiciosos, santos y malvados,
De todas las edades y condición,
Y aún estos últimos me respetaron,
Otros en cambio me amaron con devoción,
Fueron mis sonrisas, fueron la invitación,
Ahora solo quedan recuerdos y alguna foto,
Y un hilillo de lágrimas de mis ojos cansados,
Mojando el teléfono si llamo y contesta otra voz,
Cuando los veo en videos están conmigo,
Pero nunca vuelven de visita a mi salón,
A ver si echamos una partida de juego,
O si bailo abrazada a ellos con afecto,
O quizás preparemos una excursión,
Abrázame despacito desconocido,
Lléname de alegría abriga mi triste corazón,
De mi alma rebelde te doy mi cariño,
Atrápalo en danza en tsunami de esplendor,
Bailemos un ballet carismático de perfección,
Levantando ánimos al afligido que esté peor que yo,
Suelen ser los que mucho han vivido,
Los que pisaron cercenando derechos,
Los que sus hijos los mantienen lejos,
Ya sean vecinos sus edificios,
y enfrente les cuadre la habitación,
Pues carecen de tiempo y de amor,
Y miran la mano que apoyas en su hombro,
Con sus manos en las tuyas dan gracias a Dios.
A todos he amado, a todos he querido,
En este corazón clavado de espinos,
En la soledad con recuerdos de antaño,
Debilitado se desmorona entre silencio y perdón,
Pregúntame si han sido correctos mis actos,
O alguien pudo necesitar más mi corazón,
Les mostré el mundo con su gracia de jolgorio,
Contagié de esperanza junto a los fuegos,
En arenas, en bosques en locuras de amor,
Pero hoy ya no los tengo y los lloro,
Los echo de menos a todos sin exención,
En cada una de las horas del maldito reloj,
Cuando sucede saco las fotos y las beso,
Y le digo muy quedo a mi corazón,
Que estén bien todos allá donde fueron,
A lo que pronto seguiré yo por el tiempo,
Haciendo juntos una fiesta el encuentro,
Y esta vez mi rostro volverá a sentir calor,
De sus abrazos de sus labios que ahora no tengo,
Perdidos en la negra noche por obligación,
Y mientras espero hay abrazos nuevos,
Como los tuyos desconocido que anhelo,
Aunque sea por pena dámelos por favor,
Líbrame el sufrimiento de vacío que tiene mi corazón.
En lazo largo sin compromisos apretadito y con gran calor.

Mariluz Díez
Miembro honorífico.
Embajadora de Buena Voluntad.
Delegada cultural Internacional de Naciones Unidas de las Letras UNILETRAS.
España.

393056_547275005322987_876787396_n

“Cara naranja”

trump_flicker_face_yess

“Cara naranja”

No puede recibir aplausos,
Ni tampoco votos ni honor,
Aquel que peca con su voz,
Contra cualquier desfavorecido,
Donde el universo se olvidó,
Al ponernos en este mundo,
Sin dotarnos a todos de perfección,
Sin lágrimas, con dinero y sin dolor.
Mientras médicos sin cansancio,
Con el pueblo mano a mano,
Suprimen sufrimientos con amor,
Para que llegue sin alma un malvado,
Grotesco personaje sin ningún pudor,
Riéndose del dolor ajeno,
De la mujer, del anciano,
Del extranjero que defendió su nación,
Perdiendo su vida con patriotismo,
Para ver desde el cielo muros de contención,
Echándoles a patadas del suelo,
Porque se cree dueño y señor.
Aprovechando los desencantados,
Vulnerables desesperados de la nación,
Encumbradose a lo más alto del deshonor,
No puede recibir aplausos,
Ni tampoco votos ni honor,
Ni menos aún mi bendición,
Este actor embustero que vilipendió,
A medio mundo como payaso,
No puede gobernar una nación,
Sin antes en público pedirnos perdón,
A la humanidad en pleno mas universo,
A su misma conciencia y corazón.
Habrá tenido tiempo mirándose al espejo,
Enterándose que tiene la peor malformación?
Por suerte no le falta ningún miembro,
Sin embargo lleva gangrena en su razón.

Mariluz Díez
Miembro honorífico.
Embajadora de Buena Voluntad.
Delegada cultural Internacional de Naciones Unidas de las Letras UNILETRAS.
España