Archive for 18 septiembre 2013

Mi web para tu móvil

Códigos QR / Qr Codes

Anuncios

“Los caminos”

Camiseta El Chato2

“Los caminos”

Sentado en un banco
Igual que estabas tu colocado,
En la Plaza de Manuel Sancho,
Con silencio en el oído,
Y vestido de color negro,
Recuerdo tus ochenta y ocho años,
Padre te pienso en un rito,
Siempre puntual y verdadero,
Volviéndose prohibitivo el espacio,
Por estrecharte hoy entre mis brazos
Y aunque lejos estás de mi no te olvido,
Eras mi fascinación lo que soy te lo debo,
Y me como los recuerdos pasados,
Miro mi casa su balcón silencioso,
Nadie te busca ya son tus compañeros,
Con el tinte moreno de pueblo,
Curtido trabajador obteniendo sueños,
Pastor de montes en muchos tiempos,
Labrador de siega, recogiendo granos,
Suelos lejanos, semillas germinando en el suelo.
De un bar en otros ratos regentando,
Mañico conocedor de caminos de pueblo,
Llevando sus ovinos con estíos pesados,
Pastando en verdes prados con sombra de romeros,
Lloviendo y con frío durmiendo al raso,
Con el deber de llegar al remolque a tiempo,
Descargando después de kilómetros comidos,
Que le tenían los pies deshechos,
La cebada y el trigo aumentando el sueldo.
También fue vendimiador muchos años,
Dormía en pajares despertando con los gallos,
Con los brazos extendidos miraba al cielo,
Armándose de valor olvidando algún dolor,
Salía al campo con el cesto ajado a hombros,
Por sustento de sus vástagos en invierno.
Muniesa, Plenas, Alfamén, Zaragoza sus pueblos,
No eran alejamientos temidos por el Chato,
Ni el cansancio amilanaba su entusiasmo,
Cuando se trataba de sus hijos su amor inmenso,
Ningún transcurso nubló sus ojos,
Faros de mis pasos en mi destino incierto,
De la sangre suya que llevo orgulloso dentro,
Que me condujo a la gloria del trabajo,
Sin tachas en los cumplimientos,
Echándole raza a los contratiempos,
Porque tuve un padre grandioso trabajador,
Al mismo tiempo grato y tierno,
En esta misma plaza que hoy me siento,
Se sentaba El Chato con su hijo Pegaso,
Las manos unidas los sentimientos abrazados.
La palmada a tiempo el consejo acertado,
Lamentando estoy que ya no estés a mi lado.
Padre querido cuanto te echo de menos.
Tu recuerdo aún no se ha quebrado,
Viven en los que aún no han marchado,
Zaragoza y contornos y aún los más lejanos,
Las charradicas del pastor siguen evocando.
Mariluz
Dedicada a la memoria del padre de mi amigo Pegaso.

“LOS NIÑOS de SIRIA” … Muuuy emotiva…. SUBTÍTULOS ESPAÑOL