Archive for 28 febrero 2011

Hamid toca el Banyo

Hamid hermano de mi novio toca el banyo, al tambor está Ibrahim, poco a poco van llegando más amigos y terminamos en fiesta muy animada como siempre.

Anuncios

Quédate

rosa y vela
Deja mi poesía volar, quédate en silencio a mi lado,
Eterna viajera del alma, que te va a contar mis miedos,
Escucha mi palabra y entenderás mi pensamiento,
Sabrás las probadas mieles de mis caprichos de fuego,
Fantasías que no entiendes, todos mis misterios,
Porque tantas veces en las noches me pierdo
En tus incumplidos inconfesables deseos,
Porque de mi te olvidas del cariño y solo queda tu sueño,
Y aún así con tus reproches y lamentos me sigues deseando,
Pues los dos sentimos un amor enfermo,
Nos entregamos demasiado, con dolor insatisfecho,
En esas noches de lujuria, de pasión y de tormento,
De lágrimas de amor, de frenesí intenso,
Sin pedir perdón a los cielos, con miles de besos puestos,
Bebiéndonos palmo a palmo la piel de nuestros cuerpos,
Al calor de una cama con sábanas de sudor, amor y cantos,
Que saben de todos nuestros prohibidos secretos,
Pero aún así se está viniendo nuestro hogar al suelo,
Se escapa el amor compañero, le faltó el cariño
Y cuando vuelvas tus ojos, en cualquier momento,
Me verás siempre a mí cuando yo ya esté lejos,
Me iré pronto de tu lado porque me dejaste sin besos,
No pusiste ternura rompiendo pedazos a mi corazón,
Lloré en tantos momentos mientras tú ciego de pasión,
Me seguías queriendo, besándome, haciéndome el amor,
Sin importarte en que lugar estaban mis sentimientos,
Llegándonos al final agotados, vacíos y alejados
Cada vez más en las horas del tiempo,
Ahora estás por un momento en silencio,
Enciendes un cigarrillo, dices que has oído mis deseos,
Ya sabes ahora cuales eran mis misterios,
Ante tus incumplidos pensamientos y juramentos,
Que mañana se cumplirían, siempre creí en ellos,
Nunca llegó el día era todo incierto, así siguió el tiempo.
Cuanto era mi dolor en la locura de tus caprichos,
Aunque yo también puse toda mi pasión en ello,
Quería retener tu amor, que fuera eterno.
Siempre quise mi amor que hubieras amado
Mi dignidad en algún momento,
Pero ahora quédate corazón a mi lado,
No digas nada, calla y arrópame con tus besos,
Necesito tu adoración, entrégame tu tiempo,
Que no se la dirección, solo se que aún hoy te quiero,
Aún no se ha agotado mi resignación,
Deseo hoy amanecer entre el calor de tus besos,
Volar contigo, sentir tus caricias, no decir nunca adiós,
Déjalo para otro rato, de cualquier reloj que marque el tiempo,
Habrá lugar para que amanezca un día y mires a tu lado,
y en tu cama y en tu casa estarás de soledad cubierto,
Y yo ya estaré lejos en algún lugar incierto,
Escribiendo de los dos solo el viejo penoso recuerdo.

MariLuz

Amigo_Poesía_Vídeo

Desconcierto

Como pudo pasar esto que siento,
Absoluto amor sincero, de amor pecador
Más fuerte que el Señor de los cielos,
Que prefiero ir al castigo eterno,
Antes que no poseerlo con mil besos por su cuerpo.

Como pudo pasar esto que siento
Que me deja sentir que eres amante del universo,
Tirando por tierra el pudor la religión y los mismos infiernos,
Prefiero que me evite el mundo, que me señalen con el dedo,
Que no haber pecado contigo y haberte besado con fuego.

Como pudo pasar esto que siento
Dios de los cielos, no busco perdón porque lo amo
y eso no es pecado, nos queremos con exagerado exceso,
Bebemos del mismo vaso somos el mismo cuerpo,
Pero no sé aún como nació esto que siento.
Mariluz

Sin fronteras

Mi razón no tiene fronteras,
Siento libre mi corazón
Que no conoce barreras.
Traigo en mis manos amor
Bandera blanca para ofrecerlas.
Levanto al caído, curo sus penas,
Pongo besos con calor
Donde han muerto las primaveras,
Acompaño a los que poco les queda,
Cubriéndoles de ilusión nueva
Sin importarme de donde vengan,
Que nunca se acuerden
Y jamás me lo agradezcan,
Enseño juegos a las niñas
Que yo jugaba de pequeña,
Les cuento historias fantásticas
Al calor de las hogueras,
Por ver esas sonrisas
Yo daba mi vida entera,
Por sostener esas manos temblorosas
Que apenas ya nada recuerdan,
Secaría todas mis lágrimas
Me vestiría de mi mejor sonrisa
Acariciando sus arrugas incrustadas,
Recordándoles su familia, su infancia,
Es lo que aún en su memoria les quedan.
Lo que no daría yo por englobar al planeta,
En amor, en paz, en callar las guerras,
Poner un padrenuestro en las bocas,
El Avemaría en todas las lenguas,
Disipando el recelo, las dudas
Por haber nacido en otras tierras,
Que todos somos humanos en esta vida
A pesar de otras culturas otros dilemas,
Dios, Alá quien quiera que seas,
Hoy te doy gracias por mi vida,
Por mi brazo extendido con firmeza,
Nadie cerró su mano vacía dándose la vuelta,
Todos miramos arriba pedimos ayuda
Cuando se ha roto la cuerda,
Si nos separan las culturas
Que no nos molesten sus pobrezas
No critiquemos con ligereza,
Pongamos acción en la ayuda
Abracemos la aspereza,
Nadie me dañó ni me dio penas
Recibo a mi paso alegrías
Donde dejo marcadas mis huellas,
Me siento satisfecha,
Y si un día me invade la pena
Las olvido con alegría
Cuando a la esquina la pego la vuelta,
El creador me dio un corazón con alas,
Mi espíritu libre grita gracias,
Yo no conozco fronteras.

MariLuz

Poesía El alma partida

Paseo por el desierto

Cielo brillante, cielo claro
Sol fuerte y resplandeciente.

Brisa suave revolotea el pelo
Aroma de claveles llegando del Este.

Clara agua clara fuente unos pajarillos
Que con sus picos el agua beben.

Pisadas de arena en los caminos
Miro a la lejanía y más se pierden.

Casas a lo lejos en silencio
Invitan a un Té cuando llegue.

Bereberes con tambores tocando
Han dejado las notas en los albergues.

Caravana de camellos ya cansados
Reponen fuerzas para el día siguiente.

Ya estamos todos reunidos
Debajo de las palmeras multicolores turbantes.

Unas mujeres con negros velos
Preparan la gena para pintarse.

Vuelvo del paseo y son abrazos
Son sonrisas con cantares.

Fuera ha quedado la fuente el cielo el sol
La brisa los pajarillos y los camellos.

Dentro instalado el frío adobe en la mansión
Corazones Tuareg ardientes esperan a que entre.